hit
counter
COLUMNAS: En Resumidas Cuentas
Arturo Corona
Arturo Corona
Curioso por naturaleza, incrédulo por experiencia
marzo 5, 2018

Aumenta la presión en el TLCAN

El anuncio de los Estados Unidos de imponer 25 por ciento de tarifas al acero y 10 por ciento al aluminio vino a mover los mercados y a dividir a los políticos y empresarios justo cuando se negocia la modernización del Tratado de Libre Comercio. Canadá, el primer exportador de acero a los Estados Unidos y México los cuartos se verían afectados con este arancel al acero.  El tema también ha dividido al propio partido republicano, Paul Ryan el líder del partido en el Congreso rechazó el plan y dijo que afectará a las empresas y a los consumidores. Visto como una decisión política con vistas a las elecciones de noviembre próximo el anuncio ha causado que la Unión Europea y Canadá digan que impondrán un impuesto a las importaciones de los Estados Unidos.

Este lunes el presidente Trump inició temprano su día y volvió al tema del Tratado de Libre Comercio al que pone como ejemplo de un mal trato para los Estados Unidos. Amenazó en su cuenta de Twitter que las tarifas en acero y aluminio serán retiradas a Canadá y a México si se firma un acuerdo “justo” es alcanzado. Agregó que México debe hacer más para detener el tráfico de drogas que llega a los Estados Unidos, millones de personas son adictas y están muriendo, dijo.

Como respuesta el canciller Luis Videgaray dijo que el combate al tráfico de drogas es una responsabilidad compartida y solo trabajando juntos sobre la oferta y la demanda podemos terminar con el flujo ilegal de drogas, dinero y armas entre ambos países, hasta ahí lo que respondió la cancillería.  El tráfico de fusiles automáticos AR-15 no cesa, es de las armas favoritas de los narcotraficantes, es el mismo tipo de arma que se uso en la matanza en la escuela secundaria de Florida.

Más tarde al recibir a Benjamín Netanyahu el primer ministro de Israel que llegó a Washington en busca de apoyo por la investigación de corrupción y tráfico de influencias que enfrenta el y su esposa en su país, Trump aseguró que México y Canadá quieren hablar de aranceles al acero y al aluminio en el TLCAN y repitió que, si se logra un buen acuerdo, entonces se podrá discutir el tema de los aranceles.

Más tarde al concluir la séptima ronda de negociaciones que se llevó al cabo en la Ciudad de México, fue evidente la falta de avance, aunque Ildefonso Guajardo diga lo contrario. Se cerraron tan solo tres capítulos de un total de 30. Robert Lighthizer, el jefe negociador de los Estados Unidos fue más claro, dijo que en seis meses se han cerrado seis capítulos, el tan esperado tema del contenido regional en la fabricación de autos quedó en punto muerto.

Vienen tiempos electorales en México y sin duda quien gane las elecciones deberá de ser parte esencial en este proceso negociador, lo que además de las presiones de Donald Trump viene a complicar el tema.

Redamf21.com